¿No sabes si es mejor comprar una departamento ya edificado o construir una vivienda nueva en terreno propio? Aquí te mostramos cuáles son los beneficios de construir en terreno propio.

Para edificar una departamento en terreno de tu propiedad es recomendable tener en cuenta diversos aspectos, por ejemplo cuál es la más importante orientación para una propiedad, el número de personas que habitarán en ella y si es una espacio sísmica o de riesgo. Debido a esto es fundamental que revises el Reglamento de Construcción Local de tu ciudad para evitar infringir cierta ley.

Por consiguiente, también deberás contratar a un arquitecto, ingeniero o agente de bienes inmuebles para que realice los planos del proyecto. Así mismo es muy importante tramitar la Constancia de Terminación de Obra y el permiso de la Confederación de Trabajadores de México (CTM) de tu ciudad, para que puedas comenzar a construir en terreno propio.

Por lo tanto te mostramos los ventajas de construir en terreno propio.

¿Cuáles son las ventajas de construir en terreno propio después del COVID-19?

Tu eliges la localización.

El principal utilidad que ofrece edificar una vivienda en terreno propio es que te permite elegir la ubicación de la vivienda. Es decir, si quieres vivir cerca del trabajo, alejado del tráfico de la lugar o en una ubicación específica.

Para tomar esta decisión es importante que consideres las necesidades de tu familia a largo plazo, por ejemplo, si cuentas niños pequeños o si vives con adultos mayores seguramente necesitarán amenidades adecuadas a sus edades. Si este es el caso, una buena idea es construir cerca de centros educativos, hospitales y lugares de entretenimiento como parques o plazas comerciales.

Diseño a la medida y a tu gusto.

Otro utilidad de edificar en terreno de tu propiedad a diferencia de conseguir una propiedad seriada o de segunda mano, es que podrás cambiar el diseño a tus necesidades y a tu gusto. Además, tienes la ventaja de administrar y distribuir los espacios de cada habitación, así como de elegir si quieres un jardín más amplio, una alberca o una oficina en casa.

Te sugerimos, tomar en cuenta las amenidades próximas que surgirán después del COVID-19 en el sector de bienes raíces, las cuales surgieron a partir de las necesidades de los mexicanos a lo largo el confinamiento social. Encontrarás desde lugares más abiertos hasta áreas de libre uso.
Determinas un fondo

Cuando decides edificar una hogar en terreno de tu propiedad tienes la posibilidad de fijar un control de gastos con base en tu salud financiera y en las circunstancias de tu familia. Y debido a que tu mismo tienes seleccionar materiales y mano de obra es necesario que no necesites una costo grande de crédito.

Sin embargo, si es conveniente que solicites la asesoría de un experto en construcción para que pueda efectuar estudios previos en el suelo. De esta modo, podrás conocer si es un territorio vulnerable o sísmico.

Actualmente, hay préstamos para la edificación de vivienda otorgados por el Instituto del Fondo Nacional para los Trabajadores (Infonavit) y por el Fondo de la Vivienda del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (Fovissste) tal es el caso de “Construyo Infonavit” en donde te otorgan hasta 528,000 pesos y “Construyes tu casa”, en donde el crédito otorgado es de hasta un millón 133 mil pesos con crédito Fovissste.

Construyes por etapas.

Edificar una casa en terreno de tu propiedad permite edificar el inmueble por pasos. Es decir, adaptar el tiempo a las circunstancias de cada dueño con base en su capital. Además, la servicios puede adelantarse en la medida que tu familiares también crece. Las circunstancias de un recién nacido no son las mismas que las de un adolescente, por ello es relevante diseñar la propiedad pensando a largo plazo.

Como se dijo con anterioridad, también es importante contemplar el tiempo que te llevará presentar los planos en las oficinas del ayuntamiento para que sea valorado y autorizado. Por ningún motivo debes arrancar a construir sin un permiso, ya que tendrás que pagar sanciones y multas impuestas por el municipio.

Te evitas llevar a cabo mantenimientos y mejoras.

Para terminar , construir un hogar completamente de cero en terreno propio, te evitará problemas en la estructura, humedad, grietas o fisuras en techos y paredes, e inclusive que falle el sistema eléctrico de la propiedad. De esta modo te estarás ahorrando recursos económicos en llevar a cabo las mejoras y acabados que necesitaría una casa de segunda mano.

Una vez que tomes en cuenta lo anterior para construir un hogar en terreno propio, es momento que consideres realizar una edificación sustentable e implementes eco-tecnologías para ahorrar el uso de energía eléctrica y otros impuestos como agua o gas.